Reconoc. y calidad

AFACI Euskadi considera la formación y el aprendizaje un tema de profesionalidad. Los ciudadanos/as merecen realizar procesos formativos supervisados por las entidades correspondientes y con aseguramiento de la calidad. Repetir “cursos estándar” sin análisis de necesidades formativas y sin itinerarios formativos personalizados, representa una gestión  muy poco eficaz de la formación.

Existen líneas de trabajo e investigaciones que deben ser estructuradas para no continuar con sistemas formativos de otras épocas que ofrecen escasos resultados. Las líneas y estudios europeos así lo advierten, en los congresos y jornadas así se plantea. ¿Porqué no se realiza? Los sistemas formativos actuales han quedado obsoletos, ¿Porqué continuar?.

El respeto a los ciudadanos/as, a su formación y la necesidad de un desarrollo económico y social basado en las capacidades y competencias de las personas, en el conocimiento, nos debe obligar a generar nuevas formas de potenciar el aprendizaje.

Esto requiere profesionales implicados en todo el proceso, no simplemente “impartidores de cursos” que no participan en diseños formativos, ni en la selección de participantes. Precisamos de profesionales reconocidos y acreditados, por las instituciones pertinentes, que aseguren procesos de calidad.

La formación no puede ser un catálogo de cursos planos, estandarizados y basados en un concepto trasnochado de la formación. Podemos decir que desarrollamos competencias, pero no lo hacemos, no en un sistema construido para transmitir contenidos y potenciar la memoria, hoy se precisa entrenar procesos cognitivos, desarrollar capacidades, transformar actitudes y generar nuevos comportamientos. COMPETENCIAS.

FORMACIÓN PARA EL EMPLEO

La Formación para el Empleo es un tema de gran importancia para el desarrollo de personas y organizaciones, requiere de planificaciones profesionales, supervisiones y seguimientos de todo el sistema, no únicamente supervisiones administrativas.

La Formación para el Empleo, no consiste en impartir cursos escasamente relacionados con los sistemas laborales de las personas, ni en utilizar la formación para el empleo como un entretenimiento de personas. La Formación para el Empleo de calidad y realizada por profesionales expertos es un derecho de todos: trabajadores y empresas. También de los formadores/as.

Debemos retomar los comienzos, cuando la “Ingeniería de la Formación” y los conceptos articulados por Le Boterf, se utilizaron para realizar una organización bien estructurada, basada en conocimientos especializados. Consultemos también a Kirkpatrick como paso previo al diseño de sistemas integrados de formación.

Retomemos el conocimiento, y no dejemos que las enfermedades propias de los procesos dejados a su suerte sigan contaminando la formación para el empleo. Todo proceso debe ser dirigido y revisado y además por profesionales expertos.

PROFESIONALES DE LA FORMACIÓN PARA EL EMPLEO

AFACI Euskadi, como asociación profesional de formadores/as, considera necesaria la profesionalización del sector y la participación de estos profesionales en el sistema formativo y sus procesos.

Se considera imprescindible el reconocimiento, acreditación y regulación profesional. Los formadores son quienes están operativizando el sistema de la formación para el empleo y a quienes se les exigen una serie de resultados, pero no existen como profesionales, ni son reconocidos como tales, ni apoyados. No cuentan con información sobre su sistema laboral: funciones y condiciones de trabajo. Carecen de información sobre sus derechos laborales.

La Formación para el Empleo ha sido realizada por estos profesionales, en situaciones muchas veces difíciles,  que no tendrían porque producirse en un sistema formativo organizado y supervisado: grupos erróneamente construidos, cursos diseñados desde un corta-pega, ausencia de selección de participantes, carencia de organización y supervisión de la formación, pero con la exigencia de ofrecer buenos resultados y evaluaciones. ¿La evaluación con relación a qué diseño?

¿Cuando se ha preguntado a los formadores sobre la formación?

Toda esta situación, muchas veces con total desvinculación con entidades y empresas de formación, sin un reconocimiento, apoyo, formación especializada o información por parte de las instituciones implicadas.

Un formador es contratado por horas de impartición. ¿Qué sucede con la preparación de un curso? ¿Con la elaboración de materiales, evaluación, realización de memoria? Parece ser problema del formador, esto no sucede con otras profesiones. Todo ello trabajando como externo y eventual, sin grupo profesional, sin compañeros, en continuos traslados y siempre siendo exigido: buenos materiales propios, disponibilidad total, reuniones no retribuidas, desplazamientos ambiguamente contemplados, etc.

¿Qué regulación existe respecto al pago de los formadores? Las condiciones bailan continuamente.

Por una parte, se plantea que el acuerdo entre entidades formativas y formadores es privado, por otro  lado, existen regulaciones al respecto, pero su ambigüedad, su “apertura”, y la ausencia de representantes de los formadores que cuenten con información concreta, deja a los profesionales a su suerte: aceptar las propuestas, sean las que sean, o intentar negociar y correr el riesgo de no trabajar.

¿Quién representa la situación de los formadores? ¿Quién les informa y trabaja por sus derechos profesionales?

Un formador debe ser un profesional, como bien define la Comisión Europea, y debe contar con competencias determinadas. Pero esto precisa del interés por la formación de calidad y el apoyo a los profesionales por parte de las instituciones y agentes implicados. Desde la ausencia de reconocimiento no se puede exigir altos resultados en situaciones de total vulnerabilidad.

AFACI EUSKADI. Proceso de trabajo: calidad y profesionalización en la Formación para el Empleo

Ante la falta de información, cercanía y representatividad del colectivo, AFACI Euskadi se ha organizado para poder informar y asesorar a sus asociados sobre estos temas y, para ello, se realizan las necesarias reuniones con las instituciones y organizaciones implicadas en la Formación para el Empleo en  País Vasco, así como se mantienen contactos con los organismos implicados a nivel estatal.

AFACI Euskadi ha presentado a Lanbide, un proyecto para la organización estructurada y profesional de la Formación para el Empleo, con cualificación, reconocimiento y regulación profesional.

Este proyecto y sus líneas directrices representan un beneficio para la calidad de la formación, para las entidades de formación que pueden contar con profesionales acreditados y para los profesionales por establecer una regulación de su sistema laboral. También representa un beneficio para empresas, trabajadores y personas desempleadas, al disponer de formación impartida por profesionales cualificados y trabajando conjuntamente con los participantes.

Quizá no resulte de beneficio para múltiples empresas  surgidas cuya finalidad principal no es la formación de personas, que no cuentan con profesionales, que los reclutan como mera mano de obra y cuyas cifras de pago se acercan al abuso. Pero AFACI Euskadi no considera la Formación para el Empleo un negocio, ni un mercado,  sino un servicio a los ciudadanos que se realiza con fondos públicos destinados a  un clara finalidad, formación para el desarrollo de personas y organizaciones en el sector laboral.

Objetivos  de trabajo planteados con relación a los profesionales de la formación:

  • Promover el reconocimiento profesional de formadores/as, como grupo específico, en el área de la formación para el empleo. Acreditación de profesionales.
  • Trabajar por la regulación de la situación profesional de formadores/as. Condiciones laborales, clarificación de retribuciones y formación especializada.
  • Proporcionar formación especializada para profesionales de la formación.
  • Promover la finalidad de los fondos públicos de formación para el empleo y los objetivos que la configuran.
  • Establecer un sistema informativo y formativo especializado para profesionales de la formación.

Para trabajar estos objetivos AFACI Euskadi se ha reunido con las instituciones, organismos y agentes sociales que participan en la gestión y decisiones respecto a la Formación para el Empleo, se ha comunicado la actual situación de los formadores, asi como los organismos han proporcionado información sobre el sector y su regulación.

Como ya se ha señalado, AFACI Euskadi ha ofrecido proyectos, conocimiento e investigaciones realizadas a Lanbide (Servicio Vasco de Empleo), desde la necesidad percibida de reconducir el sector hacia su propia finalidad, incrementar la calidad y profesionalidad, y establecer un sistema de profesionales acreditados en diseño, organización, formación y supervisión. Este trabajo se viene realizando durante todo el año 2011.

AFACI Euskadi, como asociación de profesionales de la formación, organiza formación especializada para la profesionalización de formadores, para ello, nos basamos en La Cualificación Profesional “Docente para el Empleo” y en los estudios de la Comisión Europea sobre las competencias del formador de adultos.

También seguiremos trabajando mediante reuniones y comunicaciones los objetivos que nos hemos planteado con la finalidad de ofrecer servicios profesionales, de calidad y supervisados en el área de la Formación para el Empleo y en el subsistema del Aprendizaje Permanente.

Para información específica:

AFACI EUSKADI

T: 606 52 07 02                                     afacieuskadi@gmail.com



A %d blogueros les gusta esto: